fbpx

Paciente nos cuenta cómo mejoró su escoliosis

Un caso de escoliosis que no le habían detectado.

Nadie antes me dijo que tenía escoliosis.

Me llamo Magdalena Giménez y soy de Huéscar, un pueblo al norte de Granada.

Hace casi dos años me detectaron escoliosis dorso-lumbar con 15 grados. Antes no me había percatado de que la tenía, aunque iba de vez en cuando a los fisios, pero nadie antes me dijo que tenía escoliosis. Así que comencé tratamientos por mi cuenta, y con más dolores que casi al principio.

Me enteré de la existencia de la clínica ya en agosto, por un amigo de Jaén y comencé ese mismo mes. La primera visita me vio una osteópata que me valoró y me derivó a la semana siguiente a hacer reeducación postural global (RPG). A las pocas sesiones comencé la mejoría, el dolor iba remitiendo. Tengo que reconocer que, por cercanía, intenté hacerme el tratamiento en otros sitios, pero sin éxito; así que ya desistí y decidí ir a Jaén todas las semanas.

En la clínica me han atendido los tres profesionales que realizan RPG. Con los tres me ha ido muy bien, son muy profesionales y te hacen sentir muy a gusto en la clínica. En todo momento te explican todas las dudas que te puedan surgir.

Normalmente me atiende Leticia, con la que ya tengo un vínculo especial, pues hace que no le dé importancia a mi escoliosis, gracias a que me informó de cómo es y cómo funciona.

Al poco tiempo me dijo que sería conveniente pasar con un readaptador para ir haciendo unos ejercicios muy específicos para mí, y comencé con César, que es también muy profesional.

Al cabo de un tiempo me noté cambios en el cuerpo para bien y, por curiosidad, me hice una radiografía, con la grata sorpresa de que la curvatura había disminuido bastante.

Fotografía que muestra la mejoría de la escoliosis gracias al tratamiento recibido en Clínica Luis Baños

Tengo que decir que soy muy constante con los ejercicios y los hago todos los días, al igual que acudo a la clínica todas las semanas. Me dijo Leticia que debía tener paciencia y tenía muchísima razón. Así que, seguiré tratándome con ellos y, por supuesto, mejorando.

La importancia de ponerse en las manos adecuadas

Siempre que nos dejemos asesorar por buenos profesionales, como pueden ser los de allí, tendremos buenos resultados.

Y decir que estoy muy agradecida a todos los que me han atendido, ya que gracias a todos ellos he mejorado. Le aconsejo la clínica ya a mis conocidos.

Sin nada más que decir que MUCHAS GRACIAS.

OTROS TESTIMONIOS