Experiencia de una “escéptica empedernida”

Hola! Sergio, Rocío y todas las personas que me habéis tratado tan bien durante este último mes.

Quiero decir antes que nada que soy una escéptica empedernida, cuando llegué al centro de Fisioterapia Luis Baños iba sin esperanza de volver a realizar las tareas más básicas de la vida como por ejemplo atarme el cordón de los zapatos.

Llegue a poner en cuestión las primeras palabras de consuelo que fueron de Rocío cuando me dijo: “esto se te quita”.

A mí todo esto me parece un milagro porque en este escaso periodo de tiempo he hecho progresos que ni yo misma podía imaginar. Por todo esto todo mi agradecimiento a vosotros, buenos profesionales, que me habéis dejado como nueva.

OTROS TESTIMONIOS